Numerología y Consciencia

La espiritualidad y su catarsis

Si la espiritualidad te condiciona entonces no es espiritualidad. Dios (la energía creadora, matrix, origen, como quieras llamarlo) no quiere seguidores, sino que sus hij@s aprendan a amarse sintiéndose almas libres respetando la ley energética del karma. Si vibras en miedo cualquier mensaje que pidas a través de otra persona, y no importa si es médium, canalizadora, tarotista, etc… la información que recibas será más miedo. También te diré, que aunque estés en vibración alta, cuestiones todo lo que te llega, para mí esto es avanzar en consciencia. Y quédate con aquello que resuene en tu corazón no en tu mente.

La falsa o pseudo espiritualidad en compra-venta

No sé si es mi percepción, pero está en auge todo lo que requiere imagen y ego si no se le tiene educado. Técnicas como el yoga, que sobre todo es una filosofía para estar en paz interior, se han convertido en fotos con una carga sexual o erótica para captar seguidores, sin tener en cuenta la parte espiritual que habla el yoga.

Lo espiritual causa rechazo normalmente, y el personaje elige qué clase de “alternativa” está dispuest@ a aceptar o a escuchar, si el ego tiene poder de mando ya es un detector de que nos está vendiendo la moto, y en verdad no buscamos la espiritualidad sin ponerla en práctica, sino desahogarnos emocionalmente, descargar nuestra bolsa de basura interna fuera, o en otra persona.

Canalizar a seres de luz predomina también en esta ola de búsqueda personal. No critico esto, pues soy seguidora de bastantes canalizadores-as profesionales. Mi cuestión comienza en qué intención tiene la gente actualmente, ya que un mensaje de amor sigue siendo luz seas conocid@ a nivel social o no. Personalmente también les pido mensajes a mis guías y a los Arcángeles, pero, soy honesta conmigo misma, ¿es mi personaje o mi alma que necesita un susurro de buena vibración? ¿Cuándo acudo a los sabios del cielo, cuando tengo miedo o cuando estoy en amor?

Con esto percibo que tiene aparentemente más éxito lo visual, el mensaje externo, lo físico, osea el ego. Las collejas internas que da la toma de responsabilidad en nuestra propia espiritualidad eso no nos gusta, y preferimos escuchar sin poner en práctica los mensajes que oímos. Escuchar sin hacer introspección es como actuar que tienes sordera.

El ego está haciendo de la espiritualidad un negocio sin amor y luz, sexual, mental, y sin coherencia emocional muy rentable.

La gratitud no se cobra, pero un don sí

Un talento es algo propio, innato en nuestro ser, es una herramienta que se ha traído el alma porque a nuestro personaje le será muy útil en la vida. A veces hay rechazo en nuestros dones, seguramente por un karma que sanar y liberar (en una carta natal numerológica se pueden conocer tus energías pendientes/kármicas que te bloquean para seguir evolucionando en tu vida, puedes pedirme información rellenando el formulario de contacto inscrito al final de este artículo).

Me fascina como la gente se cree con el derecho de exigir que hagas tu trabajo de manera gratuita, o no valore lo que haces por el echo de ser distinto, y aquí como les gusta decir “ah, es que eres espiritual”… como si no tuvieras derecho a vivir dignamente y a disfrutar del dinero, del sexo, o de experimentar la adrenalina de la aventura, todo esto desde una zona sana, of course.

Lo veo cuando en las canalizaciones en directo las personas exigen un mensaje para ell@s, no salgo de mi asombro. Muchas veces pienso que como humanidad no estamos realmente preparados para atender y comprender un mensaje de luz, un ser de luz sí tiene el poder amoroso de acallar a nuestro ego de un plumazo, pero nos respetan tanto que dejarán que decidamos nosotr@s cuál es el siguiente paso.

Comparto meditaciones guiadas propias en mi canal de Youtube, nació como un proyecto solidario para aquellas personas que necesitan conectar con el bienestar y por sus circunstancias les es complicado. Estoy muy agradecida a quienes las utilizan y me escriben con el feedback, que han mejorado en aspectos, que ya no necesitan de pastillas para dormir, etc… Pero cuando me escriben con morro exigiendo que debería de publicar más meditaciones, claro, aquí me río, pero es flipante lo que podemos llegar a decir y hacer por tal de conseguir algo gratis, como quien pesa mandarinas y son papayas… (sí, como frutera viví la decadencia en valores del ser humano, y no por hambre, sino por avaricia).

Claro que tengo más meditaciones, pero estas son para las consultas privadas en terapia, incluso si es necesario hago ejercicios guiados personalizados. Mi trabajo nace de una dedicación exclusiva a mi creatividad, y valoro mis dones, hace un tiempo atrás ni siquiera sabía qué me hacía sentir pasión y en sintonía con mi alma. Pero ahora sí, y merezco respeto, como el respeto que quieres tú en tu trabajo. Así que sí, una carta natal numerológica, como una consulta al oráculo evolutivo, como hacer terapia tienen su precio, como el panadero que le da un valor a una barra de pan.

Por otra parte, todo lo que ofrezco está en frecuencia con profundizar en tí mism@.

Tu espiritualidad es única

La manera que practiques tu espiritualidad es única y la perfecta para tí en este presente. Incluso si optas por lo externo, pues siempre estamos sumergid@s en nuestros aprendizajes. Algo que puedo compartir contigo es que si fuera así que seas sincer@, la honestidad desploma los muros internos que fabricamos. Cuando tomas consciencia utilizas los ojos de la espiritualidad, aquí le dices al ego “keep you calm, boy-girl”.

Todo es más complicado cuando no crees que también hay un alma dentro de tí, o esa fue mi experiencia en el pasado. Cuando no crees en el amor incondicional (sin condiciones), no crees en tí mism@ y ya no digamos en una energía eterna… Por cierto, el amor incondicional no es “tú te tiras por un puente y yo también caigo contigo” sino, que respeto tu decisión y le pongo amor, pero por amor propio no me tiraré al lodo por tí. Reflexiona si es un accidente o si realmente te metiste sol@ por el fango.

El amor siempre sube tu vibración

Me causan dudas las personas que se dedican a trabajar para la luz pero en cambio sus vidas están echas un auténtico desastre. Por supuesto que no puedo estar en una vibración alta durante un tiempo seguido, pero sí intento conectarme a radio amor todo lo que puedo, incluso cuando tengo mis días de “rayadas mentales”. Es cierto que con la práctica y hábito con alguna técnica espiritual cuando te ocurren cosas inesperadas, o esos problemas que nos trae la vida para que nuestra alma pueda aprobar curso, te enganchas menos en el sufrimiento, o te quedas menos rato en los pensamientos de miedo.

Por eso insisto que es positivo que observes a quién acudas para una consulta en temas espirituales o más alternativos en cuestiones místicas, o con qué lenguaje se expresa, esto te dará pistas de si está en una vibración alta o al contrario si está en bajos astrales o en una densidad mental egoíca. Es importante, al menos para mí saber esto, ya que podría condicionarte las respuestas que te diera el o la profesional en cuestión. Y este ejercicio de auto observación es viable para cualquier aportación de información, un médico, la maestra, un reponedor, una administrativa… etc.

Resueno mucho con la perspectiva y concepto que tiene el escritor y terapeuta Santos Ávila sobre la intuición y la inspiración. El alma es quien posee la intuición que es esa programación inconsciente de tantas vidas, “ya conocemos cosas” como cuando nos asalta ese pellizco en el estómago, pero cuando le damos luz, cuando dejamos que la divinidad se ocupe de darle un sentido amoroso a esa intuición es cuando hay un cambio y nace la inspiración, como el mismo proceso de Crear.

Con las intuiciones nos ocurre que si no las cuidamos se enganchan fácilmente a vibraciones bajas, mentales, terrenales, y nos hacen estar en el ego más que en la práctica de espiritualidad.

La espiritualidad y la evolución

Si la consciencia es cambio, fluir, movimiento, entonces la espiritualidad está en sincronía con estos aprendizajes. Desde mi perspectiva creo que hemos de aprender a ser creativ@s con la espiritualidad, pues aquí yace nuestro poder alquimista. Un mensaje de amor y luz siempre tendrá fuerza y veracidad, pero opino que el cómo nos llega sí ha de cambiar, en los cielos no existe el factor tiempo, pero aquí sí. Sí me cuesta entender en ocasiones las parábolas del libro canalizado “Un curso de milagros” me puedo imaginar perfectamente para alguien más joven intentar conectar con su parte espiritual comenzando con este libro. Tres-dos-uno… abandono total.

Creo que hay mensajes que eran para una época exacta en la humanidad.

Personalmente trabajo con una numerología que no está contemplada en la numerología convencional. Si queremos evolucionar, habrá que investigar cómo utilizar esa magia “oculta” que espera ser estudiada para formar parte de nuestra propia evolución y desarrollo.

Que un día exacto una persona canalizara que si ves tres unos seguidos significa tal cosa… bien, está bien, y estuvo bien en su momento, pero, seguro que no siempre será así, y ¿te has planteado las demás variables? La vida es una variable constante. Quizás ves tres unos y el universo te está diciendo que ya toca ir saliendo de la zona de confort, o que no descuides a tu niñ@ interior, o que estás en una situación bastante egoíca, en plan emperador-a, inflexible, o que es momento de que te des voz… ¿y si el lugar dónde lo ves también tiene un sentido para tí? puede que te hable del tiempo, que estás controlando demasiado una situación, o que es el momento de tomar las riendas de tu vida… a parte de lo conocido que és que se abre un portal para manifestar tus pensamientos. ¿Si nos limitamos con y a la divinidad cómo vamos a cultivar la fe?

Cuando tengo miedo me condiciono, pero la vida se encarga de darme un par de hostias por haber dudado de mí misma y de mi capacidad amorosa, al personaje le es muy fácil olvidarse de Dios, cuando la energía creadora también late en nuestro corazón.

Transmuta tu intuición en inspiración.

Eres la metamorfosis de tu intuición a inspiración.

Cambia miedo por amor.

Deja espacio para las cosas nuevas, si te condicionas entonces no vibras en amor incondicional, y por tanto estarás experimentando con expectativas.

Vanesa

Numeróloga, Terapeuta Transpersonal

Puede que también te guste...